Impacto de los Negocios Hispanos en los Estados Unidos

Impacto de los Negocios Hispanos en los Estados Unidos

No es una sorpresa que la economía de los Estados Unidos sea impulsada por el crecimiento del consumo de los hispanos ya que es el grupo minoritario con mayor fuerza de adquisición. En este país residen 53 millones de personas de origen  latino, se calcula que para el año 2060 la población hispana totalizará 128.8 millones. Con este crecimiento, habrá también una demanda de servicios y producto  que suplan las necesidades y gustos de los latinos mismos.

La cultura hispana en Estados Unidos es duradera y sostenible, cuando los hispanos llegaron a comienzos del siglo XX provenientes de México, el Caribe, Centro y Sudamérica se pensó que se despojarían de su cultura y se adaptarían a la americana, pero se ha demostrado la sustentabilidad y la fuerza cultural que caracteriza al latinoamericano.

¿Y cómo se suplen necesidades  estando lejos de casa?   Muchos de sus coterráneos empezaron a explotar el amplio mercado que genera su propia comunidad. Un ejemplo es Verónica Moreno quien detecto estas exigencias, y dio inicio a Ole Mexican Foods, empresa ubicada en Atlanta y que genera alrededor de 1,200 empleos.  La historia de Verónica es como la de muchos emigrantes, llega a Estados Unidos muy joven, pero con el objetivo de buscar una mejor calidad de vida. Verónica empezó a elaborar sus productos artesanalmente  y luego compro una pequeña maquinaria, sin oportunidad de créditos bancarios, se fue abriendo paso en el comercio Americano. Lee más acerca de su historia en Bloomberg News

El crecimiento de la población latina seguirá en aumento y también su sustentabilidad cultural,  convirtiéndose así en un componente fundamental para el éxito de los negocios pequeños en Estados Unidos.  Las empresas latinas que se crean para suplir las necesidades de su comunidad dan muestra del deseo de querer tener una sociedad satisfecha que cada día haga parte de la economía del país.

En el 2008, Estados Unidos experimentó un impresionante colapso económico.   El mercado bursátil se desplomó y billones de dólares de valores comerciales se evaporaron.  Muchos  dueños de pequeñas y grandes empresas  se declararon en bancarrota, incluso varios latinos que ya tenían sus empresas bien posicionadas en el mercado.   Pero la recuperación de la economía se vio también impulsada por los hispanos. Después de la recesión económica,  las empresas en manos de los latinos mostraron un incremento mayor que la de los propios americanos.

Según  la publicación de la revista Forbes, “los comercios hispanos muestran un incremento en sus beneficios dos veces superior a la media nacional: 55% en un plazo de 5 años, lo que la publicación califica de “asombroso”. Sin embargo, la tendencia no es nueva: desde hace una década, el crecimiento se ha manifestado tanto en el número como en el tamaño de las empresas en manos de latinos.” Forbes anticipa que esto “se prolongará, con un ritmo de crecimiento de 8% anual hasta 2015, tres veces más que el promedio en la economía estadounidense. “ (fuente oficial, Forbes)

Muchas compañías multinacionales ven un gran potencial en el consumidor hispano, quieren llegar a este mercado en su  propio idioma y adaptar sus productos a sus   gustos, no solamente porque es la minoría mayoritaria que va en crecimiento, sino  también por la variedad  que implica venir de diferentes culturas, Los latinos no  reflejan un solo patrón de consumo. Por esto, dichas compañías quieren entender las necesidades, deseos y tendencias de compra de los latinos.

Nota al lector:

Si nosotros los latinos compartimos una pasión por entender y satisfacer las necesidades  de nuestra comunidad, crearemos una relación duradera donde el latino genere una demanda y supla una oferta, entendiendo las necesidades  de nuestro grupo,  creando productos y servicios que cubran las necesidades existentes y latentes, tanto ahora como en el futuro.

(Source: Carolina Ramon, Consultant, UGA SBDC Office of Minority Business)

 

 1

0 Comments